Adele conquista Barcelona

Adele barcelona

Adele ha hecho vibrar a Barcelona en su primer concierto en la ciudad condal de la nueva gira mundial, donde impresionó con su música en directo, se confesó ante el público en algunas cuestiones que han generado polémica, se hizo selfies con sus fans e interactuó con su público, que se entregó de una forma total a la artista.

Los asistentes pudieron disfrutar del sentido del humor de la artista, su espectáculo en directo, su cercanía con el público y su conocida y admirada voz.

El  Palau Sant Jordi se llenó para deleitarse con la gira mundial Adele Live 2016. De una forma puntual, Adele ha querido decir ‘Hello‘ a los 18.000 asistentes llegados de diferentes lugares de la geografía española y que llevaban horas haciendo cola en la entrada del recinto.

Antes del show, Adele pasó por el famoso restaurante Montbar con el fin de probar la gastronomía regional. Ya en el escenario, hizo gala una vez más de su actitud sencilla, cercana y divertida, interactuando con el publico, incluso haciendo subir a algunos elegidos para poder posar con ella. Además, la artista internacional no ha podido resistirse a hacer una ronda posando en el escenario central para que todo el mundo pudiera hacerse un selfie con ella.

El repertorio de la cantante no tiene una temática demasiado alegre, y Adele ha hecho bromas sobre lo equivocado que estaba quien buscara canciones animadas en ese concierto. También quiso recordar entre risas su última visita a España, en la que se había pasado la mañana de resaca por haberse pasado con las copas la noche anterior y haber ensuciado de vino la habitación de su hotel.

El mejor momento de la noche ha sido el de la interpretación de Someone Like You, un himno que Adele ha compartido con todo el Palau Sant Jordi hiciera, cantando a coro la canción, generando un momento único y especial en una noche que será recordada por todos los que allí estaban.


Escribe un comentario